¿Cuál es la función del pH en mi cultivo?

¿Cuál es la función del pH en mi cultivo?

Para que un cultivo se desarrolle de forma adecuada es importante valorar diferentes cuestiones como el riego, el abono o los nutrientes presentes en el suelo. En este sentido, la función del pH en el cultivo resulta de gran importancia. Ya que conocer y controlar el pH te permitirá saber qué nutrientes están disponibles en el suelo de la planta.

¿Qué es el pH?

El pH es una variante que los agricultores deben conocer para asegurar un correcto desarrollo del cultivo. Esta afecta directamente a la absorción que tienen las plantas de los nutrientes del suelo, pero también a la resolución de los distintos procesos químicos que ocurren en él.

El concepto de pH hace referencia a la medida del grado de acidez o alcalinidad que tiene una sustancia o solución.

El pH se mide en una escalada que va del 0 al 14. Un valor de pH 7 es neutro, e indica que la sustancia no es ácida ni tampoco alcalina.

¿Cuál es la función del pH en mi cultivo?

El pH controla las reacciones químicas que determinan si los nutrientes de la tierra van a estar o no disponibles para la absorción de las plantas. Esto conlleva que muchos de los problemas nutritivos del cultivo con los que nos encontramos estén motivados por un pH del suelo fuera del rango adecuado.

Por tanto, un pH inadecuado afectará en la capacidad del sistema radicular. Cuando los valores de pH son superiores a 7, significa que el suelo es alcalino. Esto puede causar obturación en los goteros y precipitados de abonos.

Mientras que los suelos ácidos, con un rango de pH menor a 5, dañan las raíces e impiden que puedan absorbar los nutrientes que necesita el cultivo.

¿Cuál es un pH adecuado en un cultivo?

Un pH óptimo suele estar entre 6,5 y 7,0. En este punto el cultivo estará en mejores condiciones para dar una mayor rendimiento y productividad. En este rango los nutrientes de la tierra, o que se incorporan mediante fertilizantes a medida, resultan más fáciles de asimilar.

Aunque esto no siempre es así. En el caso de algunos cultivos y nutrientes, especialmente microelementos, funcionarán mejor con un pH ácido.

Cuando se prepare la solución de riego hay que comprobar que el pH está en un rango entre 5,5 y 6,5. Esta es una forma de asegurarte de que todos los elementos nutritivos están disponibles para el cultivo.

¿Cómo afecta el pH en la fertilización?

Para lograr una nutrición adecuado de tu cultivo, debes conocer el nivel de Ph de la solución del suelo.
Un nivel de pH superior al rango medio establecido, reduce la disponibilidad de algunos micronutrientes fundamentales como el hierro, el magnesio, el cobre o el zinc.

Para saber cuál es el pH del suelo de tu cultivo, puedes hacer un análisis de suelo. Este tipo de análisis te permitirá saber no sólo el pH, sino también información adicional sobre el estado de fertilidad del suelo.

Cuando el cultivo tiene un pH básico, es decir, superior a 7,5, se deben usar fertilizantes sólidos o líquidos ácidos con un pH cercano a 1. Esto te ayudará a modificar el pH de la zona donde se encuentran las raíces activas y se liberan los nutrientes bloqueados.

Si tienes dudas sobre qué tipo de fertilizante usar en función del pH de tu cultivo, o cuál es la función del pH, contacta con nosotros. En Nevian Fertilizantes fabricamos fertilizantes a medida de las necesidades de tu cultivo.

Comparte:
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn
Tabla de Contenidos
NUESTROS AGENTES COMERCIALES ESTÁN PARA AYUDARTE
Artículos relacionados